revista de cultura científica FACULTAD DE CIENCIAS, UNIVERSIDAD NACIONAL AUTÓNOMA DE MÉXICO
Busca ampliar la cultura científica de la población, difundir información y hacer de la ciencia
un instrumento para el análisis de la realidad, con diversos puntos de vista desde la ciencia.
cuento        
 
  menu2
PDF    →
            R170B08 

El hombre y

la tortuga "Esperanza"

 
 
   
   
     
                     

Érase una vez un hombre que navegaba por las aguas del mar, en eso vio pasar una tortuga y la persiguió hasta la orilla del mar, la tortuga corría pero como era muy lenta la logró alcanzar. Y dijo —la tortuga—, no me mates, sufrimos igual que ti, cuando nos comes, matas y robas nuestros huevecillos para venderlos y así obtener dinero para poder mantener tu familia; cuando necesitas dinero nos matas y vendes nuestra carne.

Date cuenta que somos seres vivos y no un juguete —terminó diciendo la tortuga—.

El hombre entendió y la dejó ir. Esa misma tarde el barco en que viajaba el hombre se hundió, por lo que un feroz tiburón atacó e intentó comerse al hombre; la tortuga que pasaba en esos momentos por ese rumbo, vio lo que estaba sucediendo e inmediatamente se dirigió a ayudar al hombre que un día le había salvado la vida y montándolo en su gran caparazón nadó con mucha prisa, y el tiburón no la pudo alcanzar. Y de este modo pudo salvarlo de una muerte segura. Este hombre al ver lo que la tortuga había hecho por él dedicó el resto de su vida a defender a las tortugas y a tratar de que los hombres no las maten y extingan su especie, pues ellas tienen el mismo derecho de vivir y reproducirse como el hombre, los pájaros y las plantas.

Fue tan grande el amor de este hombre hacia las tortugas marinas, puesto que había comprobado que son los seres más inofensivos que han existido.

A medida que pasaba el tiempo, se daba cuenta de la maldad de los hombres a tal grado que todos los hombres se burlaban, por lo que prefería pasar todo el tiempo en las playas haciendo campañas para el bienestar de las tortugas marinas.

Hasta que se hizo anciano y a punto de morir solo y abandonado por los hombres. Las tortugas al ver esto agitaron las aguas del mar y salieron a la tierra llevándose al anciano a su reino submarino lleno de felicidad y nunca se volvió a saber de ese hombre, pero existen pescadores que afirman que cuando tratan de cazar tortugas marinas en las playas, escuchan la voz del hombre que se los impide y cuando vuelven la cara para ver quién les habla, bajo las aguas del mar observan el rostro triste del anciano.

  articulos

Nombre: Nancy Mayelín Rivera Rivera, Santiago Cuale, Tlaxcala.
Categoría: de 8 a 11 años.

     
_____________________________________________________________
     
       
_____________________________________________________________
     
como citar este artículo    →
 [En línea]
     

 

 

 

 

 

 

 

 

 

de venta en copy
Número 134
número más reciente
 
134I


   
eventos Feriamineriaweb
  Presentación del número
doble 131-132 en la FIL
Minería

 


novedades2 LogoPlazaPrometeo
Ya puedes comprar los 
ejemplares más
recientes con tarjeta
en la Tienda en línea.
   

  Protada Antologia3
 
Está aquí: Inicio revistas revista ciencias 17 El hombre y la tortuga "Esperanza"
Universidad Nacional Autónoma de México
Facultad de Ciencias
Departamento de Física, cubículos 320 y 321.
Ciudad Universitaria. México, D.F., C.P. 04510.
Télefono y Fax: +52 (01 55) 56 22 4935, 56 22 5316


Trabajo realizado con el apoyo de:
Programa UNAM-DGAPA-PAPIME número PE103509 y
UNAM-DGAPA-PAPIME número PE106212
 ISSN:0187-6376

Indice-RM

Responsable del sitio
Laura González Guerrero
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
 

Asesor técnico:
e-marketingservices.com
facebooktwitteryoutube

cclCreative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons
Attribution-Noncommercial-Share Alike 3.0 United States License